Nueva York Líder de Justicia en Tráfico Humano

El Estado de Nueva York se convierte en líder nacional en brindar justicia real a los sobrevivientes del tráfico humano

[*Proveído como comunicado de prensa por Tanique Q. Williams]

La gobernadora Hochul promulga la Ley START, que permite a los sobrevivientes de tráfico humano sanar y reconstruir sus vidas.

El 19 de noviembre, la gobernadora de Nueva York, Kathy Hochul, firmó la Ley de Sobrevivientes de Tráfico Humano Logrando Alivio Juntos (START por sus siglas en Inglés) (S.674 / A.459), que brinda mayor protección a los sobrevivientes del tráfico de personas al permitirles borrar sus registros de condenas pasadas resultantes de su explotación. Durante años, los supervivientes de tráfico humano solo podían solicitar al tribunal que aclarara las condenas por prostitución, pero no otros delitos que sus traficantes les obligaban a cometer. La Ley START restaurará el estatus de Nueva York como líder en la protección de sobrevivientes de tráfico humano y explotación.

Con el apoyo de más de 100 organizaciones y decenas de sobrevivientes en todo el estado de Nueva York, la firma de esta legislación es un paso significativo hacia la justicia para los sobrevivientes, quienes finalmente tendrán la oportunidad de lograr algo de seguridad y curación. La Ley START no solo es fundamental para los sobrevivientes de tráfico humano, sino que es un paso importante para reconocer cómo el sistema legal penal castiga a los sobrevivientes de la violencia. La raza, la pobreza, la identidad de género, la orientación sexual, el estado migratorio son factores que determinan quién es criminalizado, y los antecedentes penales solo exacerban las barreras a la vivienda, la educación, el empleo, el cuidado infantil y la atención médica. Los sobrevivientes de la violencia son frecuentemente revictimizados por el sistema legal penal luego de experiencias desgarradoras. La firma de este proyecto de ley es una solución tangible para abordar un problema real, la criminalización de las personas que experimentan violencia, especialmente aquellas que son de raza Negra y Morena.

“Traté de usar la ley vacatura de Nueva York para lidiar con mis antecedentes penales que resultaron de haber sido objeto tráfico humano. Al final, el juez determinó que yo era víctima de tráfico humano por parte de múltiples traficantes y anuló la mayoría, pero no todas, mis condenas. El juez consideró que a pesar de que todas estas condenas estaban vinculadas a yo ser víctima de tráfico humano, solo las condenas relacionadas con la prostitución podrían quedar anuladas debido a la forma en que está redactada la ley… Mi historia era cierta y no entiendo la decisión negativa. La decisión me destruyó mentalmente”. Lorena Borjas, una líder transgénero reconocida a nivel nacional que murió por COVID-19 en el 2020.

“Me gustaría agradecer a todos los involucrados en esta gran victoria de hoy al permitirme lograr un verdadero ‘nuevo comienzo’ con la firma de la Ley START. Les agradezco a todos por su dedicación a mí ya todas las víctimas de tráfico humano, presentes y desaparecidas para siempre”, dijo Ricardo C., sobreviviente de tráfico humano y defensor de la Ley START. “La Ley START me da algo que la ley original no me dio, la capacidad de anular todas mis condenas relacionadas con mi tráfico. La firma de la Ley START me permite anular mi condena final y me libera de mis captores y me da un nuevo comienzo en la vida, al permitirme seguir adelante y ser verdaderamente libre y sin esclavitud por antecedentes penales. Les agradezco por ser los verdaderos superhéroes que han luchado por nuestra libertad y nos han proporcionado el verdadero escape del trauma físico y emocional y los recordatorios de aquellos que alguna vez nos esclavizaron. Este día para mí realmente significa un nuevo comienzo y un futuro más brillante, un futuro inimaginable sin limitaciones ni barreras que una vez me impusieron. Estoy libre de la preocupación y la ansiedad, el recordatorio constante de a lo que había estado expuesto, cómo me trataron y cómo me obligaron a aguantar. A partir de este día, ya no tendré ese trauma presente en mi mente cuando solicite para una educación superior, una nueva trayectoria profesional, nuevas oportunidades o incluso lugares para vivir. Les agradezco a todos por su determinación inquebrantable hoy y agradezco a la gobernadora Hochul por firmar la Ley START, que realmente me ha liberado y me permitirá tener éxito en la vida”.

“Soy una mujer inmigrante transgénero y sobreviviente de tráfico humano. Hoy, estoy orgullosa de ser ciudadana de los Estados Unidos de América y de vivir una vida plena como profesional de IT en el campo de la salud. El día que hice mi juramento de ciudadanía fue uno de los días más edificantes de mi vida. Sin embargo, las cosas no siempre fueron fáciles. También soy superviviente de tráfico humano. Desde que era menor de edad, un hombre violento me traficaba sexualmente, y como resultado terminé con condenas penales por los crímenes que cometió en mi contra”, dijo Rosalinda, sobreviviente de tráfico humano. “Debido a que la ley vacatura de Nueva York permite que las personas anulen las condenas por prostitución, pude contar mi historia a las fuerzas del orden y limpiar mi historial, excepto por una sola condena que todavía tengo hoy. Mis abogados me dijeron que, si bien podría anular mis otras condenas como víctima de tráfico humano según la ley del estado de Nueva York, porque había aceptado una declaración diferente después de uno de mis arrestos para salir de la cárcel lo más rápido posible, no era elegible tener esa condena anulada. Eso significó que, durante mi entrevista de ciudadanía, tuve que explicarle al oficial por qué tuve esta condena criminal, reviviendo la humillación y el trauma de nuevo. Incluso hoy, como ciudadana estadounidense, sigo sintiendo que esa condena es una especie de mancha en mi vida y un vestigio de la violencia y el trauma que sufrí en el pasado. Poder anular esa condena bajo la Ley START significaría restaurar una medida de dignidad en mi vida y sería mi próximo paso en el proceso de curación”.

Pamela, una sobreviviente de tráfico humano, dijo: “Cuando escuché hoy que la ley START iba a ser promulgada, mi cuerpo comenzó a temblar y casi me desmayo en el piso. Simplemente no podía creer que mi vida pudiera cambiar para mejor ahora, después de 20 años de sufrimiento. Hace veinte años fui condenada por un delito de drogas por algo que me vi obligado a hacer mientras estaba bajo el control de mi traficante. Pensé que iba a ser un cargo único por el cual completé mi servicio comunitario y 3 años de libertad condicional, y nunca falté a una cita. Pero siento que he estado cumpliendo una sentencia de 20 años porque cuando mi solicitud de visa T fue denegada debido a mis antecedentes penales, sentí que me estaban castigando de nuevo. Se me ha impedido trabajar legalmente, inscribirme en la escuela, pagar impuestos y acompañar a mi madre cuando quiere viajar. He seguido sufriendo por los crímenes cometidos por otra persona. Ha sido un peso tan grande sobre mí que he sentido ser imposible de levantar y me ha hecho sentir triste, deprimida y como si no pudiera seguir adelante. Ahora espero poder estudiar, trabajar y ayudar a retribuir a mi comunidad LGBTQ. Espero poder vivir una vida normal con mi esposo y hacer cosas regulares como viajar o adoptar un niño LGBTQ. Este cambio en la ley no solo me ayudará a seguir adelante, sino que también ayudará a muchas otras personas como yo que estuvieron involucradas en cosas que no querían hacer”.

“Durante la Semana Nacional de Concienciación Transgénero, la noción de generar visibilidad en torno a los desafíos estructurales que experimentan los neoyorquinos trans y no conformes al género tiene que ser más que un gesto. Tenemos que legislar de una manera que honre y proteja sus derechos como miembros de nuestra comunidad”, dijo la senadora del Estado de Nueva York Jessica Ramos. “La Ley START les da a los sobrevivientes de tráfico humano el nuevo comienzo que se merecen – disminuyendo las barreras al empleo, mejorando el acceso a los recursos legales de inmigración apropiados y ayudando a romper los ciclos de trauma para miles de sobrevivientes en todo nuestro estado.

“Los sobrevivientes de tráfico humano no son criminales. Las personas esclavizadas por los traficantes no deberían sufrir el peso de las condenas por delitos que se vieron obligados a cometer”, dijo el presidente del Comité de Salud de la Asamblea y patrocinador del proyecto de ley, Richard Gottfried. “La ley de 2010 de Nueva York fue la primera en el país y se convirtió en un modelo nacional. Ahora, gracias a la gobernadora Hochul, más sobrevivientes de tráfico humano pueden construir vidas productivas y estar protegidos de ser deportados por sus condenas anteriores. Gracias a la patrocinadora del Senado Jessica Ramos, al presidente de la Asamblea Carl Heastie y a los muchos defensores por ayudar a que este importante proyecto de ley de derechos humanos se convirtiera en ley”.

“El programa contra el tráfico humano Safe Horizon aplaude a la gobernadora Hochul por convertir la Ley START en ley. Este proyecto de ley es una manifestación tangible de los años de defensa que los sobrevivientes y defensores han invertido para asegurar un sistema legal más justo. Incluso después de sobrevivir el tráfico humano, nuestros clientes han permanecido atormentados por sus antecedentes penales persistentes y no pueden avanzar de ninguna manera significativa para asegurar ayuda migratoria, empleo, vivienda u otras oportunidades. La capacidad de los sobrevivientes de tráfico humano para limpiar sus antecedentes penales de los delitos que fueron obligados a cometer les brinda una oportunidad que les cambia la vida para recuperar su dignidad y capacidad de acción, y avanzar con nueva esperanza y resiliencia. Agradecemos al asambleísta Richard Gottfried y a la senadora Jessica Ramos por su liderazgo reflexivo y su apoyo inquebrantable a esta legislación fundamental”.

“El Programa de Apoyo a Sobrevivientes del Instituto Internacional de Buffalo agradece a la gobernadora Houchul por firmar una legislación que tendrá efectos que cambiarán la vida de los sobrevivientes de tráfico humano sexual y laboral en el Estado de Nueva York. El traficante ha trasladado a muchos supervivientes de un condado a otro a lo largo de su explotación y los ha obligado a cometer varios tipos de delitos en el camino. Esta ley permitirá el acceso igualitario a la justicia sin importar qué tipo de explotación haya experimentado un sobreviviente o dónde fue explotado, con lo que tendrá un acceso más equitativo a la justicia”.

“Empowerment Collaborative of Long Island (ECLI / VIBES) agradece a la gobernadora Hochul por firmar la ley START. Este apoyo es esencial no solo para defender los derechos de los sobrevivientes a vivir y prosperar a pesar de sus experiencias pasadas de tráfico humano, sino que también demuestra que Nueva York está nuevamente al lado de los sobrevivientes del tráfico humano. Gracias a todos los sobrevivientes que valientemente hablaron en apoyo de esta legislación”.

“Con la firma de la Gobernadora Hochul en la Ley START, el Proyecto de Trabajadoras Sexuales del Urban Justice Center envía su más profundo agradecimiento a la Gobernadora, junto con los patrocinadores, la Senadora Jessica Ramos y el Asambleísta Richard Gottfried, por brindar a muchos de nuestros clientes pasados y presentes más esperanza para el futuro”, dijo Andy Bowen, Director Asociado del Proyecto de Asuntos Gubernamentales para Trabajadoras Sexuales del Urban Justice Center. “Honramos a los sobrevivientes y partidarios firmes que presionaron durante tantos años para expandir las protecciones generadas por la Ley START. Ahora podemos comenzar el trabajo de anular muchos más antecedentes penales para los sobrevivientes de tráfico humano en Nueva York que fueron forzados o coaccionados a participar en una conducta criminalizada más allá de los cargos relacionados con el trabajo sexual, que eran las únicas condenas elegibles para vacatura antes de la aprobación de la Ley START. Con la promulgación de START, veremos muchos tipos de recuperación”.

“Brooklyn Defender Services agradece a la gobernadora Hochul por promulgar hoy la Ley START. Con esta legislación, Nueva York ha dado un paso crítico para deshacer el daño de criminalizar a los sobrevivientes de tráfico humano”, dijo Jillian Modzeleski, Abogada Litigante Principal en el Proyecto de Defensa de la Mujer en Brooklyn Defender Services. “Como defensores públicos, somos muy conscientes de lo dañinas que son las consecuencias financieras, educativas, de vivienda y de inmigración de los antecedentes penales, y estamos orgullosos de estar al lado de los sobrevivientes en esta campaña. La promulgación de esta legislación fundamental no sería posible sin el liderazgo de los sobrevivientes de tráfico humano que han luchado durante décadas para limpiar sus antecedentes penales y crear vías para que otros hagan lo mismo. Agradecemos a la senadora Jessica Ramos y al asambleísta Richard Gottfreid por ser firmes defensores de la Ley de Sobrevivientes de Tráfico Humano que Alcanzan el Alivio Juntos”.

“El Proyecto de Intervención de Explotación de la Sociedad de Ayuda Legal espera ansiosamente la implementación de la Ley START, ya que tenemos numerosos clientes que han estado esperando décadas por este alivio crítico. Los apoyamos en la celebración de este proyecto de ley y les agradecemos su determinación y coraje para hablar sobre su importancia”, dijo Tina Luongo, Abogada a Cargo de la Práctica de Defensa Criminal en The Legal Aid Society. “En nombre de nuestros clientes, agradecemos a la gobernadora Hochul por promulgar la Ley START hoy”.

“Agradecemos a la gobernadora Hochul por apoyar a los sobrevivientes de tráfico humano hoy. La Ley START garantiza que todos los sobrevivientes que fueron obligados a cometer delitos contra ellos tendrán la oportunidad de seguir adelante con sus vidas sin la carga de un historial criminal. También reafirma NY como líder para los sobrevivientes de la explotación”, dijo Melissa Broudo, cofundadora y codirectora ejecutiva del Instituto SOAR, quien presentó y ganó el primer caso de vacatura en el país y también representó a Lorena Borjas en su moción de vacatura.

“Los sobrevivientes de tráfico sexual y laboral pueden ser apoyados, no criminalizados. Sin embargo, durante la última década, nuestro estado ha dejado a algunos sobrevivientes enredados en nuestro sistema legal penal por delitos que fueron obligados a cometer por sus traficantes. Eso no es ni dignidad ni justicia”, dijo Donna Lieberman, directora ejecutiva de la Unión de Libertades Civiles de Nueva York. “Con la promulgación de la Ley START, nuestro estado ahora puede permitir que los sobrevivientes desmantelen las barreras al empleo, la vivienda y la educación que permanecen de por vida, y proteger a los sobrevivientes que no son ciudadanos, para quienes una condena penal puede tener devastadoras consecuencias de inmigración, que incluyen deportación y separación familiar. Ahora, Nueva York puede priorizar la estabilidad sobre el estigma”.

Apoyen o conéctesen con ellos yendo al enlace, enviando un correo electrónico o una nota a la dirección a continuación.

*Tanique Q. Williams
Media Strategist
Citizen Action of New York &
Public Policy and Education Fund
94 Central Ave., Albany, NY 12206
twilliams@citizenactionny.org
citizenactionny.org

Nota: Las fotos de la Mujer en la cárcel, mujer con papeles y mujer en la cama por Felipe Vallin, Karolina Grabowska y Ron Lach de Pexels. Las fotos o imágenes no son de los sobrevivientes mencionados en este comunicado de prensa.

Leave a Reply

Your email address will not be published.