Nuestra Lengua Materna Debe Ser AMOR

La base del lenguaje debe ser el lenguaje del corazón. No importa de cual continente ni de qué
 nacionalidad origine la lengua materna, debe tener su raíz en la belleza que sostiene y conmueva el corazón.

Quienes viven en una ciudad a menudo se ven colocados en casas rodeados por estructuras estériles, lo que es menos apto de ser habitad para el mundo viviente que llamamos la naturaleza.  Pero la naturaleza

es tan real para nuestro bienestar como son todas las otras necesidades básicas, tal como el agua y el aire.

Es el corazón que canta y disemina su gozo lo que hace placenteras las vidas cuotidianas de imagen por ruralpearlotros. Esa belleza la damos en flores, o en canción la que no solo podemos cantar nosotros, sino que los pájaros y ballenas y delfines también pueden trasmitir.

Las hojas cambian de color donde en nuestra parte del mundo se llama un cambio de estaciones.  Eso lleva no solo un gozo muy bueno a nuestros espíritus al ver los colores del otoño, sino es más, la continuidad del ciclo de vida a través de las estaciones lleva lecciones infinitas acerca de la esperanza y regeneración de todas las cosas de esta Tierra.  Necesitamos tal esperanza.

Todos crecemos mejores tanto para nosotros mismos como para la Tierra cuando vemos con un corazón de amor. Guardáremos y respetáremos las vidas de todos los seres en nuestro rededor, cuya importancia es vital y relevante y amarrada a nuestra vida propia.

Qué hablemos nuestra lengua materna (la que debe ser amor) a todos a nuestro alrededor, y que encontremos que este es el lenguaje que salvará a todos nosotros.  En el final somos todos uno.

pam mcnew proveyó este articulo para la edición de Octubre de CNY LATINO mientras Linda DeStefano esta de vacaciones. Ella es miembro de la junta directiva de People for Animal Rights. Este articulo fue traducido a Español por Rob English.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *