Canto a la Tierrarriqueña

Perséfone ha muerto.
Los hades se congelan,
el Sol se queda sin aliento.
Pobre de la Tierra puertorriqueña
que carece de domación de sus cimientos.
La dejaron morir, desangrándose
bajo el peso del cemento.

Ay Tierra del Encanto,
¿para qué apoyarnos de un bastón de oro?
Si las montañas cohíban aroma de café
y las playas decoradas con palmas de coco.
¿Acaso te gusta caminar cojo?

El hombre asesino apunta con su dedo de negocio.
“Aquí, aquí y aquí establecemos el impulso económico.”
“Sí, sí, sí” cabecea la oficina de gobierno.
Y mientras el puertorriqueño honrado y trabajador vive del producto importado,
su sudor y cosecha bajo ley de cabotaje.

Gloria el día que el grito llegue al cielo.
Levantando a un gigante orgulloso a darse su puesto.
Libre será el puertorriqueño de foráneos impuestos.
Libre del vampiro de la gula y el veneno.
Libre de la Tierra de los frutos huérfanos
y libre a comenzar la historia de nuestro propio progreso.

Perséfone ha muerto.
Los hades se congelan,
el Sol se queda sin aliento.
Pobre de la Tierra puertorriqueña
que carece de domación de sus cimientos.
La dejaron morir, desangrándose
bajo el peso del cemento.

Alexander Vélez Burgos, puertorriqueño, es estudiante de Filosofía y Relaciones Internacionales en la Universidad de Syracuse quien escribe y maneja la “Columna de Literatura” de nuestro periódico mensual. Si usted desea comentar o comunicar a Alexander, escríbale una nota a avelezbu@gmail.com o un tweet a @DeLaRosa64. 

Alexander Vélez Burgos, Puerto Rican studying Philosophy and International Relations at SyracuseUniversity who writes and manages the “Literature Column” in our monthly publication. If you want to comment or communicate with Alexander, write him a note at avelezbu@gmail or tweet him at @DeLaRosa64.

Leave a Reply

Your email address will not be published.