Museo Everson exhibe el arte de Juan Cruz

por Ricardo Loubriel

Juan Cruz es un artista puertorriqueño que a su temprana edad de cinco años se vio obligado a dejar la isla de Puerto Rico trasladándose a la ciudad de Nueva York donde su travesía como artista tomó forma. Las situaciones personales y contratiempos encendieron la llama de la creatividad.

Cruz, de 77 años, residente de Syracuse NY desde el 1975, ha sido invitado por el Museo de Arte Everson en Syracuse, NY para realizar una exposición retrospectiva que incluye sus trabajos realizados desde el 1960 hasta el presente. La exposición titulada Juan Cruz; una retrospectiva abre el día 4 de mayo, en el Museo Everson localizado la calle Harrison 401, Syracuse, NY 13202. La muestra permanecerá en exhibición hasta el 4 de agosto de 2019.

En días recientes entrevistamos a este gran artista de nuestra comunidad que tanto ha aportado en la pintura, la escultura y la educación de nuestros jóvenes en las artes. Este es un fragmento de la conversación:

RL: ¿Qué causó que tu familia se mudara de Puerto Rico?
JC: La necesidad y falta de recursos.

RL: ¿A qué edad fue que agarraste un pincel por primera vez?
JC: Yo tenía ya como 20 años, pero siempre desde chiquito, desde los cinco años, desde que me acuerdo, me pasaba dibujando con lápices. En el museo se va a poder apreciar uno de los primeros cuadros que pinté, una muchachita. Eso fue en los años sesenta.

RL: ¿Tus padres, tuvieron alguna influencia en tu carrera como artista?
JC: Yo pienso mucho sobre eso. Nosotros éramos una familia pobre. Yo conocí a mi padre cuando tenía 12 años. Mi madre era costurera y tenía esa visión creativa, de dibujar y diseñar trajes.

RL: ¿Sientes que la isla de Puerto Rico ha tenido alguna influencia en tu trabajo?
JC: No sé. Mis primeras influencias fueron cuando decidí que el arte era más que pintar cosas lindas, como flores. Sentía que debía haber algo más profundo. Yo solía pintar lo que veía, era bien realista. En esa época me esforzaba para hacer dinero, pero cuando comencé a analizar lo que hacía, abrí mis ojos y me di cuenta que el arte no es pintar todo lo que se ve. Mi trabajo evolucionó a tratar de reflejar experiencias y estados de ánimos.

RL: ¿Hay algún recuerdo o anécdota que continuamente regresa a tu memoria en relación con tu arte?
JC: A mí siempre me gustó dibujar. Yo nunca tuve interés en la pelota o en otros deportes. La realidad es que todos los niños son creadores. Lo primero que hacen es dibujar en las paredes, el suelo o la estufa. Todos somos artistas, pero llega un momento en que tomamos intereses o direcciones distintas. Para mi el arte viene de otro planeta. Yo me baso de mis experiencias personales y problemas sociales, como el abuso, en todas sus manifestaciones.

RL: ¿Qué expresa tu arte o cual es tu enfoque principal en relación con tu trabajo?
JC: Mis experiencias, las cosas que he vivido. Para mí el arte es como la música. A veces te agarra y le habla al espíritu. Saca algo del ser humano que provoca cierta conexión. Es distinto para cada persona. Sucede lo mismo con la pintura.

RL: ¿Qué sientes con respecto a esta exhibición de tu obra que va a presentar el Museo Everson?
JC: Durante la despedida de año me puse a pensar en qué pasaría conmigo durante este año. Estaba enfermo, solo, lejos de mi familia, sin dinero y pasando frío. Me puse a leer un horóscopo que decía: “Este año, algo se va a abrir para ti.” Me dije, “¡no hay más remedio!” A la semana recibí esa llamada del Everson para organizar una exhibición.

RL: ¿Hay algo más que te gustaría comentar?
JC: Sí, el arte es terapia. Quisiera enviarle un mensaje a nuestra juventud y decirles que piensen bien lo que hacen. La vida de gangas me pegó fuerte los 17 años, y me llevó a prisión sin siquiera saber inglés. No sabía leer ni escribir. En prisión fue que aprendí a leer, escribir y a pintar. El no conocer el idioma inglés fue un problema y una de las razones por las que no podía abogar a mi defensa. Aprendí que hay que pensar antes actuar, no actuar sin pensar. Una decisión sin pensar te puede cambiar la vida en un segundo. Pasé 16 años y medio encarcelado, por una decisión de un segundo sin pensar. Eso te puede llevar a prisión o a la tumba. Quiero aconsejar a la juventud y decirles que nunca es tarde, que la educación es súper importante y es lo que nos saca de muchas miserias. Hay que temer paciencia, pensar bien lo que haces, y trabajar duro para salir adelante. Yo logré superar esa crisis de mi vida. Me agarré del arte. Eso fue lo que me salvó. Muchos no tienen ese salvavidas. Les quiero decir que no gasten el tiempo, que se eduquen, que busquen entendimiento y no se dejen presionar de nadie para actuar sin pensar. El arte es terapia.

Nuevo Director de Musica en SU

El pianista y académico Milton Laufer fue nombrado nuevo director de la Escuela de Música Setnor
por Erica Blust

El College of Visual and Performing Arts (VPA) anunció que Milton Rubén Laufer, pianista y académico que actualmente ejerce como director de la Escuela de Música de Western Carolina University fue nombrado director de la Escuela de Música Rose, Jules R. and Stanford Setnor.

Laufer, quien asumirá el cargo de director el primero de julio, ejercerá el liderazgo creativo, académico y estratégico de la Escuela de Música y será el responsable de la promoción pública de la escuela a nivel universitario, regional y nacional. También será profesor de música asociado.

Laufer reemplaza a Martha Sutter, quien regresará al profesorado después de un año sabático de investigación.

“Estoy encantado de darle la bienvenida al Dr. Laufer a Syracuse University, la facultad y la escuela Setnor,” expresó Michael S. Tick, decano de VPA. “Nuestro comité de selección, encabezado por Ralph Zito, hizo un trabajo arduo y lo recomendó por ser un músico talentoso y dedicado así como un líder consumado en la educación musical, asesoría artística y promoción de las artes. Estoy ansioso de colaborar con él en el logro de su visión para la Escuela Setnor.”

“Me siento honrado de haber sido escogido para servir esta destacada institución”, manifestó Laufer. “La música es parte integral del tejido de Syracuse University desde hace 142 años. Me empeñaré para honrar este admirable legado al trabajar en conjunto con el extraordinario grupo de profesores, personal y estudiantes talentosos de la Escuela Setnor para dirigirnos hacia un futuro próspero y brillante”.

Nacido en Chicago, de padre cubano y madre puertorriqueña, Laufer comenzó a tocar el piano a los tres años de edad, su entrenamiento incluye estudios en el Instituto de Música de Chicago, el Instituto Gnessin, la Escuela de Música Eastman, la Universidad de Michigan (B.M.) y la Universidad de Rice (M.M., D.M.A.).

Laufer ha deleitado el público de cuatro continentes en instalaciones prestigiosas desde el Lincoln Center y el Tchaikowsky Hall. Un artista versátil, ha compartido el escenario con artistas que van desde Natalie Cole hasta Guerassim Voronkov. Sus presentaciones en la radio y televisión de habla hispana se han transmitido en Europa, América del Sur, América Central y el Caribe.

Reconocido internacionalmente como uno de los principales intérpretes y académicos de música española para piano, sus ediciones de Tres Improvisaciones para Piano y “La Vega” de Isaac Albéniz fueron publicadas por G. Henle Verlag de Munich y se encuentran disponibles en todo el mundo. Actualmente está escribiendo el libro “Guía del Repertorio Español para Pianistas”.

Laufer está planificando dos grabaciones: un álbum con piezas para piano y voz del compositor cubano Ernesto Lecuona y una grabación de piezas latinas para violonchelo y piano con el violonchelista canadiense Nigel Boehm. Ha grabado con los sellos Naxos, Zenph Sound Innovations, Bis Records y Beauport Classics.

Como educador, Laufer se guía por el principio de que los estudiantes se deben adaptar al panorama vocacional cambiante que los espera. No solamente deben ser expertos en técnica y expresión, sino que tienen que ser empresarios y comunicadores que entiendan el valor de las artes como materia prima en el mercado y su poder como fuerza de cambio en sus propias comunidades.

Laufer es miembro fundador y vitalicio del Latin Songwriters Hall of Fame y miembro activo y votante de la National Academy of Recording Arts and Sciences (Grammys) y de Latin Academy of Recording Arts and Sciences (Latin Grammys)

Muestra de Arte Joven en La Casita

por Ricardo Loubriel

Niños y niñas de nuestra comunidad presentan su nueva colección de pinturas y dibujos en la exhibición del Centro Cultural La Casita, Arte Joven 2019. La recepción de apertura se llevará a cabo el sábado 27 de abril de 1:00pm a 3:00pm. El evento es gratis y abierto a toda la comunidad. La exhibición permanecerá en galería hasta el 14 de junio.

Toda la obra fue producida durante el taller de arte El Punto el pasado mes de febrero. Dos artistas de nuestra comunidad que exhibieron su obra en la muestra sobre Cuba en La Casita este año, Sanlly y Dalgis Viera, facilitaron los talleres donde se produjo la obra para esta colorida instalación de arte.

Además de la exhibición, los jóvenes talentos en los programas de música de La Casita presentarán muestra de sus destrezas en el piano, el violín y la guitarra, como parte de la celebración de apertura. Las clases de música estuvieron a cargo de estudiantes de la Escuela de Música Setnor en Syracuse University: Aleksandre Roderick-Lorenz (violín), Mia Tsai (piano) y Sebastián Escribano (guitarra).

Los jóvenes autores del programa bilingüe, Círculos de Lectura, por su parte presentará un nuevo libro de cuento. Esta es la cuarta publicación anual producida por La Casita en inglés y español, donde se publica el trabajo original del grupo, editado por Margot Clark y Tere Paniagua. Los talleres de lecturas estuvieron a cargo de Olivia Flores, estudiante de Ciencias Políticas en S.U.

Estos programas de educación en las artes visuales, musicales y del lenguaje envuelven la participación de niños y niñas de las comunidades latinas locales y adyacentes a Syracuse. Los programas se ofrecen de forma completamente gratuita. Durante el año escolar, los talleres incluyen dibujo y pintura, clases de bomba y plena, percusión, piano, violín, guitarra y actividades que combinan las artes y ciencias bajo la dirección de Ashley Jiménez y su grupo de estudiantes de ingeniería en S.U.

Tere Paniagua, directora ejecutiva de la Oficina de Compromiso Cultural con la Comunidad Hispana, una iniciativa de Syracuse University, está a cargo de la administración de La Casita.

“Nos sentimos sumamente orgullosos de los logros de nuestros jóvenes y sumamente agradecidos por el compromiso de nuestros colaboradores y auspiciadores dentro y fuera del recinto de la Universidad de Syracuse,” dijo Paniagua. “La dedicación y contribución de estudiantes universitarios que trabajan como voluntarios en apoyo a los programas y a nuestros niños ha sido muy valiosa y sumamente positiva.”

La exhibición de Arte Jovenes

una iniciativa del Centro Cultural La Casita en colaboración con la galería Punto de Contacto, La Liga de Acción Hispana y el programa pre-escolar Manos de Partners in Learning. Los programas cuentan con el auspicio del Colegio de Artes & Ciencias de Syracuse University, Mercy-Works, Molina Healthcare y Wegmans. Este programa cuenta con apoyo del Consejo de las Artes del Estado de Nueva York (NYSCA por sus siglas en inglés).

Tus historias, tus libros

La biblioteca bilingüe es un recurso vital para sus programas educativos de La Casita. Tus historias, tus libros es una nueva campaña para dar a conocer los trabajos de la biblioteca y buscar apoyo de la comunidad. La biblioteca bilingüe de La Casita ofrece un espacio interactivo conectado a programas donde estudiantes, investigadores y miembros de la comunidad de todas las edades aprenden sobre la literatura y la cultura hispana de los Estados Unidos y Latinoamérica. Para apoyar esta iniciativa, favor de comunicarse con La Casita por teléfono 315-443-2151 o por email: lacasita@syr.edu.

La Casita está ubicada en el 109 de la calle Otisco, en Syracuse, NY 13204.

Descripcion de las fotos de la Exhibicion de Arte

Young Art Exhibit_01 -“Artista Sanlly Viera trabajando con dos ninos en taller de arte El Punto”
Young Art Exhibit_02 – “dos ninos trabajando en sus artes durante taller de arte El Punto”
Young Art Exhibit_03 – “Una jovencita trabajando en sus artes durante taller de arte El Punto”
Young Art Exhibit_05 – “Pintura hecha por estudiantes durante taller de arte El Punto”
Young Art Exhibit_06 -“Pintura hecha por estudiantes durante taller de arte El Punto”

De la Habana a España con Rodrigo

por Ana Maria Ruimonte

No hay un verderol; no vi el pájaro de agua, ni los pinares ni los campos de cereal de Castilla… pero, entre las palmeras y los árboles floridos vi un pequeño colibrí que iba de flor en flor moviendo rápidamente sus alas. No le oí cantar, pero la flauta de Zorimé me parecía un verderol en pleno centro de La Habana.

La guitarra de Luis Manuel me transportó desde los jardines frondosos y verdes del Vedado hasta los jardines del Palacio de Aranjuez, con fuentes esculturales del siglo XVII; y con el clarinete de Monterrey y la flauta de Alberto Rosas, me creí encontrar de repente en las afueras de un pequeño pueblo de Valladolid, paseando junto al río Duero…

Con la guitarra de Galy me imaginaba que me encontraba en una casa con un patio, y en el patio un pozo, mientras esperaba a mi amor. Cuando al fin llegaba, a eso del tercer madrigal, yo le preguntaba casi enojada que dónde había estado, y él me respondía que venía de caminar por la alameda del río…

Pude ver a través de la música cómo un pastor caminaba con su rebaño de ovejas bordeando el castillo de Torrelobatón, amurallado con altos torreones de piedra y un gran foso rodeándolo, y me lo imaginaba haber estado lleno de agua con cocodrilos y otros animales peligrosos en algún tiempo en el pasado, pero ahora, seco por la falta de lluvia…

Con el piano de Huberal, aparecí misteriosamente en los pinares de Simancas, y se escuchaba el cuco que se escondía entre los pinos misteriosamente… ¿Dónde estás tú, cucú, ¿dónde estás? Y dirigiéndonos musicalmente de la mano de Rodrigo hacia el levante español, llegamos a un pequeño pueblo de la costa de Valencia. Vislumbramos en lo alto y a lo lejos un torreón árabe, y aunque ahora solitario, perdido y abandonado, me imaginé a un moro vigilando la llegada de algún barco invasor, allá por tiempos pasados…

Pero, en realidad, estábamos en Centro Habana… Niños corriendo y jugando en las calles empedradas, rotas y anchas, el afilador y el heladero pasaban cantando, y el abanico era un imprescindible para el intenso calor tropical… El techo de la casa de Huberal era muy alto y también las puertas y los dos ventanales que dan a la calle, y su piano era gigante, lleno de recuerdos y de premios y de flores, y de sus paredes colgaban sus condecoraciones por su dedicación a la música en Cuba… Los zumos de tamarindo y guayaba, la garapiña que él mismo preparada, y los yogures nos refrescaban y nos resultaban deliciosos… ¡Nunca me han sabido así de bien en ningún otro lugar!

Y entre zumos y abanicos, jardines tropicales, Joaquín Rodrigo en los campos de Castilla y Valencia se nos aparecían y desaparecían, como aquel Cuco en los pinares de la sierra de Ávila…

Con el cello de Alejandro me situaba en una noche oscura en una posada de La Mancha y me pareció ver a don Alonso Quijada en su doncel mientras le armaban caballero Don Quijote… Y algunos minutos después, con el piano de Mayté me encontré en una calle de los madriles que estaba llena de gentes de rostros alegres iluminados por una luz amarilla-anaranjada en una tarde de primavera. Pero, qué sorpresa al cantar las canciones sefardíes con esas escalas alteradas llenas de intervalos distintos y desconocidos que nos llamaban poderosamente la atención.

Allí en La Habana, ¿cómo es posible que esas partituras de Joaquín Rodrigo nos pudieran transportar a tantos lugares de la bella España y a un pasado nostálgico de gentes amables? Sólo por medio de su música: La música de Joaquín Rodrigo.

Ana María Ruimonte, soprano hispano-estadounidense, colabora con excelentes músicos cubanos en el nuevo CD “Con Rodrigo en Cuba” que conmemora el XX aniversario de su onomástica. Adquirible en CD Baby, y próximamente Spotify, itunes, amazon, owlsong.com.

Las fotos de carátula y del grupo de músicos son cortesía de Jorge Cruz.
Las fotos del Maestro y Ana Maria en la playa son cortesía de Pedro Abascal.

El Consumo de Alcohol y el Juego al Azar

por Miguel Balbuena

“La forma de ti” tomó el mundo por asalto en Enero del 2017. Prosiguió ganando el título de la canción más vendida en todo el mundo ese año y el siguiente recibió el Premio Grammy a la Mejor Actuación Pop en Solo, por únicamente mencionar dos de los galardones que ha coleccionado.

Atribuyo el éxito de esta canción, del artista Inglés Ed Sheenan, tanto a su música como a su letra. En breve, su música está impregnada de una vibración caribeña derivada de una percusión impulsada por una marimba; su letra tienen líneas atractivas como: “el bar es donde voy / Yo y mis amigos en la mesa tomando tragos / Bebiendo rápido y luego hablamos lento”.

Estas líneas pueden ser interpretadas por algunos como haciendo glamoroso, glorioso, romántico y mitológico el consumo de bebidas que contienen alcohol etílico, más comúnmente conocido como etanol por los químicos. Beber alcohol ha sido durante mucho tiempo el pasatiempo favorito de algunas personas. También lo ha sido el juego (definido como la práctica de un juego de azar para ganar algo valioso) con dados. Cuando integras ambas actividades de esparcimiento obtienes el último juego vicioso y desmesurado de TODI, el cual eslabona la probabilidad de beber alcohol con el resultado de tirar un dado. TODI no es muy conocido en los Estados Unidos. Es mucho más popular en los países de América Latina.

TODI es un juego de envite en el que la letra T significa “toma”, la letra O significa “obliga”, la letra D significa “derecha” y la letra I significa “izquierda”. Miguel Rodríguez, un compañero de clase en la Pontificia Universidad Católica, me enseñó en antaño este juego. Se hacía llamar Miguelón. En su bar favorito, llamado “La Vida No Vale Nada”, fue lo suficientemente paciente como para explicarme las requisitos y reglas básicas de TODI.

Los requisitos son:

1) Tener una mesa y sillas (opcional, si sentarse en el suelo es muy incómodo);
2) Tener un dado;
3) Tener un cubilete (opcional);
4) Tener un suministro interminable de cerveza (helada, de preferencia),
5) Tener un mínimo de tres jugadores (o víctimas, si se quiere), sin ningún máximo, y;
6) Tener un vaso de al menos 8 onzas lleno de cerveza delante de cada jugador al inicio del juego, vaso que volvería a llenarse a tope cada vez que se quedare vacío.

Los jugadores se sientan alrededor de una mesa y tiran un dado. Una vez arrojado, las seis opciones asignadas a sus números son:

∗ Si cae uno: El jugador que lanzó el dado toma de su vaso de cerveza hasta el fondo.
∗ Si cae dos: Otro jugador (jugador obligado), elegido a capricho por el jugador que lanzó el dado, toma de su vaso de cerveza hasta el fondo.
∗ Si cae tres: El jugador a la derecha del jugador que lanzó el dado toma de su vaso de cerveza hasta el fondo.
∗ Si cae cuatro: El jugador a la izquierda del jugador que lanzó el dado toma de su vaso de cerveza hasta el fondo.
∗ Si cae cinco: Todos los jugadores toman de sus vasos de cerveza hasta el fondo, excluyendo el jugador que lanzó el dado.
∗ Si cae seis: Todos los jugadores toman de sus vasos de cerveza hasta el fondo, incluyendo el jugador que arrojó el dado.

Miguelón concluyó su clase magistral de TODI indicando que el ganador del juego sería el último jugador todavía de pie después que el resto hubieren quedado inconscientes por consumo excesivo de alcohol. Pero antes que tu y tus mejores amigotes se apresuren a comprar barriles y otra parafernalia de cerveza para participar en TODI, por favor tengan en cuenta que este podría ser fatal debido a las consecuencias sistémicas de tener un alto contenido de alcohol en la sangre (CAS).

Un caso ilustrativo es el de Timothy Piazza, un estudiante de ingeniería en la Universidad Estatal de Pennsylvania quien el año pasado participó en otro juego de beber, llamado el Guante, el cual primero lo llevó a obtener un CAS de aproximadamente 0.40 por ciento y luego a su muerte. Tenemos que tener en consideración que los 50 estados en la unión han establecido un CAS de 0.08 por ciento como su límite legal para conducir mientras intoxicado. Miembros de una fraternidad requirieron que Piazza participara en el Guante como parte de su proceso de compromiso ante dicha fraternidad.

Acerca del autor: Miguel Balbuena es un escritor en los campos académico, científico, periodístico y literario (en los géneros de ficción y no ficción).

Unidos por la Música

Unidos por la Música
por Félix Martínez Marrero

¿Qué es la trova y como llegó a ser parte de la música típica puertorriqueña? ¿Cuándo se escucha? La trova es la composición poética compuesta para ser cantada. Es la música típica de nuestras ascendencias. La trova es significativa como una expresión cultural. Se escucha todo el año, aunque algunos la relacionan mayormente con la época navideña.

Como la mayoría de los puertorriqueños que emigran a los Estados music?Unidos en busca de un futuro próspero para sus familias, 48 años atrás, mis padres con sus 11 hijos hicieron lo mismo. Uno de esos hijos fui yo. A pesar de que llegué a Rochester siendo un jovencito, nunca he dejado de añorar mi bella isla, nuestra cultura y el barrio donde nací. Fue así como la música vino a ser mi refugio convirtiéndose en el consuelo de la añoranza por el suelo donde nací. De aquí salió mi sueño de un día grabar un CD de música típica. Fueron pasando los años y continué envuelto en la música con Pedro Núñez, el Maso Rivera de Rochester que en paz descanse y Marcos Santiago, entre otros. Aunque la temperatura estuviera bajo cero, no me perdía ni una parranda.

Seis años atrás comencé a tratar de hacer mi sueño realidad, pero por una u otra razón no lo podía lograr. Un día, hablando con mi esposa Margarita, decidí empezar a comunicarme con amistades que están envueltos en la música a ver si lograba mi propósito. Hablé con mi amigo Eliú De Jesús en la Florida, quien me puso en contacto con Josean Feliberty Colon en Puerto Rico y yo desde Rochester, NY, ¿Cómo lograríamos este junte? Fue así como JFC Home Studio en Ciales, PR, Freddygeezstudio en Rochester, NY, y EDR Studios en Groveland, FL, se unieron por la música y comenzó mi añorado proyecto. Empezamos a decidir cuales temas incluiríamos: seises, aguinaldos, trullas… Empezaron las grabaciones en tres diferentes estudios, “UNIDOS POR LA MUSICA.” Ya estaba todo listo con planes de que saliera al mercado en Octubre del 2017 y azotó a PR el huracán María. Hubo que posponer el lanzamiento del CD.

Originalmente el CD incluía ocho temas. Durante la espera y oyendo acerca del sufrimiento de nuestros hermanos puertorriqueños, nos inspiramos en el último tema el cual vino a ser el número uno en el CD “Puerto Rico Se Levanta.” Ahora el CD contiene nueve temas con cinco estilos de seises, tres aguinaldos y una trulla. Cada uno con un mensaje original de añoranza por la patria, una historia de amor, un mensaje bíblico, una controversia cultural, un homenaje a Don Pedro Núñez, entre otros. Al obtener este CD, usted se unirá a nosotros, a través de la música, para promover nuestra herencia cultural y aunque lejos del suelo puertorriqueño, siempre llevarlo presente con orgullo en nuestros corazones.

Padre Artístico de los Músicos Cubanos

Hubert De Blanck: Padre Artístico de los Músicos Cubanos
por Ana María Ruimonte, www.ruimonte.us

Estando en La Habana recibí la invitación del mismísimo maestro Huberal Herrera para asistir a un bello concierto titulado “Música Romántica Hispano-Cubana del Siglo XIX”. Se celebró el concierto en el Palacio de los Matrimonios, el Domingo 24 de Junio a las 11 de la mañana.

Los pianistas Lisa María Blanco, Yanner Rascón nos deleitaron con música de Cecilia Arizti Sobrino y Nicolás Ruíz Espadero, y la actriz Natasha Díaz nos leyó dos poemas de Gertrudis Gómez de Avellaneda y de José Martí. Pero, lo que más me apasionó fue lo que continuaba hasta el final: La interpretación del maestro Huberal Herrera que además de La Bella Cubana de José White, presentó cinco magníficas obras de Hubert de Blanck: “Estudio en mi menor”, “Sobre la tumba de Maceo”, “Vals Vienés”, “Toccata en la menor” y “Paráfrasis sobre el himno de Bayamés”.

Ritmos lentos y rápidos, arpegios a lo largo de las 8 octavas ascendiendo y descendiendo, pe-dales graves, profundos y presentes en el momento de solemnidad, ritmos de vals deliciosos y juguetones, influencias de Bach y de Wagner, técnica de la fuga con variaciones y del canon, rasgueados, stacatos, agilidades, trinos, variaciones y expresividad teatral lució el maestro Huberal Herrera en esta bella colección de obras del compositor.

La historia de Hubert de Blanck es apasionante. Siendo jovencito, el rey Leopoldo II de Bélgica le concedió una beca para estudiar dónde él decidiera. Se fue a Colonia. Allí conoció a un violinista Brasileño Eugéne-Maurice Dengremont, y formaron un dúo musical. Viajaron en tour por Europa y en América actuaron en Río de Janeiro, Buenos Aires y Nueva York. Allí consiguió la plaza de profesor de piano en el College of Music de NY; conoció a la cubana Ana María García Menocal con la que se casó en esa ciudad en el 1881. Aprovechando las vacaciones de Navidad viajó a La Habana en 1882. Tan sólo un año después, el matrimonio se trasladó a vivir a La Habana. Tuvieron 5 hijos, siendo Guillermo el más mayor. A la muerte de Ana María, se casó con Pilar Martín y tuvo 3 hijos más. Se incorporó a la vida musical Cubana, se nacionalizó Cubano y fundó el primer Conservatorio que lleva su nombre en 1885. Políticamente, sufrió el exilio por su actividad independentista. Entre sus obras de piano, mayormente, destaca la ópera titulada “Patria”. Está enterrado en el cementerio Colón de La Habana.

El maestro Huberal Herrera es el gran intérprete de Hubert de Blank, y además, dispone de una extensa colección de su obra, que su propio profesor Menocal le donó.

¡Qué compositor excepcional y qué intérprete tan magnífico!

Ana María Díaz nació en Madrid y se licenció en Canto en la Especialidad de Opera en la Escuela Superior de Canto de Madrid. En la actualidad, vive en Filadelfia. Cantante de ópera y escritora de críticas de óperas y otras actividades artísticas, es Presidenta de Owlsong Productions, Inc. Forma parte del dúo “Soprano Meets Contrabass” con “800 años de música en menos de dos horas” con influencias de jazz, clásico y flamenco, junto a su marido Alan Lewine, músico de jazz, compositor y contrabajista. Ana María Díaz pertenece a Opera América de Nueva York, Asociación de Intérpretes y Ejecutantes – AIE, Asociación de Mujeres en la Música, Early Music América y Unima-USA.

Ana María ha escrito y producido el Teatro Musical Barroco titulado “Arded, corazón, Arded” en homenaje a los artistas del siglo XVII, Siglo de Oro en España y las Américas, con marionetas, canciones e historias breves. Las canciones están publicadas en su disco CD “Arded, Corazón, Arded”. Ana María colabora con el periódico “CNY Latino” en su columna llamada “ARDED, CORAZÓN, ARDED” desde principios del 2015.